Queda prohibida la reproducción, divulgación y/o uso, por cualquier medio, de cualquiera de estas fotografías sin la autorización expresa de su autora o de los protagonistas o tutores de los mismos.

miércoles, 13 de octubre de 2010

Cuentos: El gallo Kiriko

6 comentarios:

Kuervo, el dijo...

Esto me recuerda que en casa de mi Abuelita ella tenía uno de mascota, y hubieras visto las peleas que se aventaba con una Labrador que tenía yo de mascota, eran una pareja muy divertida.

Veías al Gallo sin las plumas de la cola, y a la cachorra toda despeinada y unas partes sin pelo donde el gallo la picoteaba.

Ada dijo...

No me sorprende nada, Kuervico, porque los gallos tienen mucha mala uva.

Éste nos miraba como diciendo... como toques a alguna de mi harén, preparaos!!

Karmen dijo...

Pero ¿kikikiki-kien es ésteeeee? jajajajaaa.

Yo de enana tuve patos, EN SEEEERIOOOO, y uno en concreto era precioso, de ésos con "collar" (no sé cómo se llaman, lo buscaré) Le llamaba PINKY. No me preguntes el motivo, supongo que ¿por la pantera rosa? jajajaa....

¿Kikikiki-eres otro beso? jajajaa.... muuuua

Fernando Santos (Chana) dijo...

Bela fotografia de lindo Galo...Espectacular....
Cumprimentos

Ada dijo...

Síi.. lo kikikiki-ero!!!

Primita, si es que es el destino. Ya desde pequeña jugando con patitos.

Muy adelantada tú a tus tiempos. El nombe de Pinky está de supermoda entre las crías de ahora.

Un besico :)

Ada dijo...

Muchísimas gracias, Chana, por tu visita y por tu comentario.
Un saludo ;)

Aviso:

Queda prohibida la reproducción, divulgación y/lo uso, por cualquier medio, de cualquiera de estas fotografías sin la autorización expresa de su autora o de los protagonistas o tutores de los mismos.



Sit amet

Ultricies Eget